Archive

Artículos

FMGU, 26/02/2020.- La luchadora antifranquista Trinidad Sanz de la Hoz, quien sufrió condena en la postguerra por su compromiso de lucha y de solidaridad, será homenajeada por la Plataforma Feminista de Guadalajara. Con motivo de las jornadas del 8 de marzo.

Trinidad falleció hace años, pero su familia, que asistirá al homenaje, ya había visitado Guadalajara en agosto de 2018 y fue recibida por el Foro por la Memoria Guadalajara, recorriendo los lugares más significativos de su vida en Guadalajara, como su casa, en la calle Horno de San Gil, o el salón de plenos del ayuntamiento.

Obrera comprometida, al iniciarse la guerra de España, se afilió al Socorro Rojo (SRI) del que fue secretaria en Guadalajara. El Socorro Rojo fue una organización humanitaria que se ocupaba de ayudar en la retaguardia a los huérfanos y refugiados. Tambien se ocupaba de hacer ropa de abrigo para los combatientes, y otras actividades humanitarias. Como decía en los estatutos de la organización, su objetivo era: “Ayudar a todas las víctimas de la reacción, de la injusticia de la lucha por la paz”.

El Socorro Rojo, organización de solidaridad antifascista, aunque fundado en España en los años 20, y vinculado al Partido Comunista, acogía en su seno a cualquier persona con compromiso antifascista. Se desarrolló fundamentalmente para auxiliar a los hijos de los presos de los numerosos detenidos tras el levantamiento obrero de octubre de 1934.  Tras el inicio de la guerra civil, sus militantes, de los cuales un 20% eran mujeres, organizaron dispensarios, comedores solidarios, ocuparon puestos vacantes en las fábricas y en el campo, se ocuparon de los refugiados, organizaron campañas “pro infancia” y “Campaña de Invierno”. Esta última para hacer ropa para los combatientes.  Trinidad organizó y dirigió uno de estos talleres en Guadalajara  en el palacio de la Vega del Pozo, (Actual colegio Maristas). En fecha de marzo  de1937 el secretariado de abastos de la ciudad había distribuido ya 3691 prendas de abrigo, realizados todos por los talleres del Comité pro campaña invierno, compuesto por  JSU , UGT , SRI , PCE, PSOE, e IR. 


Antes de la guerra, en julio de 1936, el SRI según datos de la propia organización , tenía 750 afiliados en Guadalajara, pasando en febrero de 1937 a 2500 miembros, en junio del mismo año , a 4154 afiliados, y en septiembre de 1938, 25.255 afiliados.

Tras el inicio de la guerra, y dada la irregular situación en la ciudad el ayuntamiento tuvo que reorganizar la corporación mediante una comisión gestora provisional con militantes de las organizaciones y sindicatos que apoyaban al gobierno legítimo. La corporación debía estar compuesta por al menos 20 concejales y fue necesario cubrir las vacantes, dado que varios concejales habían sido condenados por su participación en la sublevación. Es por ello que varios representantes nuevos fueron elegidos. La primera mujer que ocupó el cargo de concejala en nuestra ciudad, fue la libertaria Suceso Portales Casamar,  fundadora de otra organización solidaria en nuestra provincia, Mujeres Libres. Suceso Portales fue elegida en fecha tan temprana como el 26 de julio de 1936. Una segunda mujer ocuparía un cargo en la corporación,  Concepción de la Torre Wandelmer, elegida en septiembre de 1936.
Trinidad Sanz de la fue nombrada concejala de Guadalajara en sesión ordinaria  del 26 de enero de 1938 en representación del PCE, siendo alcalde Facundo Abad Rodilla, del Partido Socialista. El nombramiento se llevó a cabo para sustituir a José Martinez y  Manuel Llorente consejeros del PCE.
El 28 de marzo de 1938 es nombrada vocal delegada de de Régimen Interior e Instrucción Pública, y en el siguiente pleno el 23 de abril  pide que “se habilite una escuela  para niños en la calle Madrid o sus inmediaciones”
Al mismo tiempo que ejerce su función como consejera (Concejal), ejerce como enfermera en el Hospital y dirige el taller de costura y el Socorro Rojo,  Tras más de 20 bombardeos que sufrió la ciudad de Guadalajara, solicita que se organicen actos  con recaudación a beneficio de diversos edificios, como  la Casa del Pueblo destruida en uno de los bombardeos. 


La necesidad sufrida por la población, sobretodo en los duros inviernos de la guerra, la llevan a preocuparse por el abasto de carbón y leña, y así, ella y el otro concejal comunista, Norberto Segura, piden en el pleno que “se nombre una comisión que estudie las necesidades de Abastecimiento  de combustible para la población para procurar se abastezca la cantidad suficiente o aproximada para atender a las necesidades del invierno, estudiando también la necesidad de la adquisición de una sierra mecánica asi como todo lo relacionado con los medios de transporte y cuantas necesidades pudieran surgir para la normal realización del  servicio, llegando incluso a la municipalización si se presentasen inconvenientes” .
Su labor como concejala le lleva a preocuparse por la labor de saboteadores, acumuladores y estraperlistas, y por ello, pide que sean vigilados los campos colindantes para evitar que sean incendiados, cosa que por lo visto era frecuente, y asi lo pide en el pleno del 28 de septiembre de 1938.
El periódico del PCE de Guadalajara, “Hoz y Martillo”, incluye una entrevista a Trinidad Sanz,  realizada por Isabel Sacristán en el que se reflejan sus preocupaciones por la asistencia a la población:

“Trinidad Sanz, inteligente obrera, ha sido designada por nuestro comité provincial para que represente al Partido Comunista en el Comité Provincial.
Hoz y Martillo, 29 enero 1938 

Trinidad Sanz,   representante de nuestro partido en el Consejo municipal, plantea en este los problemas del barrio del Alamín.

  • En el Ayuntamiento nuestra labor tiende a mejorar la situación del pueblo de Guadalajara, a plantear sus problemas y darles solución. Sin embargo, nosotros reconocemos que no se llevan a la práctica con la celeridad necesaria. Tenemos el caso del barrio del Alamín, el auténtico barrio proletario, que nos plantea, como por desembocar el agua de la fuente en la alcantarilla general, y encontrarse está rota, varias casas amenazan hundirse. Esta rotura se encuentra en dicha situación desde el bombardeo último, que fue el que la originó, y nosotros no creemos que deba dilatarse por más tiempo el arreglo, ya que ha sido causa ajena al vecindario. También se ha propuesto el arreglo de las calles de la capital, pues muchas de estas se encuentran levantadas, y supone un peligro para el tránsito de la población.
  •  ¿…?
  • Ya te digo que poco se ha hecho, teniendo deseo de hacer mucho, pero di que cuanto he expuesto anteriormente debe interesar al pueblo. Y que debemos ser nosotros, al plantear sus necesidades, al solucionar sus problemas, los que hagamos venirle a las sesiones a participar y y opinar sobre aquellas cuestiones que les atañen.
  • ¿…?
  • Sí, insistiremos cuantas veces sea preciso para que el barrio del Alamín no se encuentre en una situación de inferioridad en comparación con el resto de las barriadas de nuestra capital, y y trabajaremos cuanto sea preciso hasta conseguir que por parte del municipio se le preste la atención que los municipios anteriores, Por representar y defender los intereses no proletarios, no quisieron atender.
  • ISABEL SACRISTÁN

    Hoz y Martillo. Órgano del PCE de Guadalajara, 19 marzo 1938

Al finalizar la guerra, es detenida y juzgada en Guadalajara el 05/11/1940 (Causa 126/40) con 29 años  


Se la acusa de ser secretaria del Socorro Rojo Internacional y representante del PCE en el Concejo municipal .  Tras el testimonio de un herido de los sublevados al que ella protegió durante su estancia en el Hopital, fue  condenada a nueve meses de prisión. Salió en libertad condicional el 8 de febrero de 1940.  AHPGU (MIR 39 . J 1178. )  A su salida de la cárcel, fue desterrada como muchas guadalajareñas a Zaragoza, donde ya fijó su residencia,  en el barrio de Delicias.

Su expediente indica que en enero de 1941 fue juzgada también por el Tribunal de Responsabilidades Políticas,  presidida por el juez Mauro de Irizar,  pidiéndose informes al cura Párroco de su barrio para saber su actividad, así como al comisario de Investigación y Propaganda, y jefe de Falange y comandancia de la Guardia Civil, entre otras cosas para recabar información de sus bienes, determinando que “carece bienes que puedan ser incautados”

A pesar de los esfuerzos por condenarla el Tribunal sólo pudo determinar que Trinidad
“intervino públicamente en un mitin a favor  de la campaña de invierno. Hechos que se declaran probados considerando que los hechos relatados son constitutivos de un delito de auxilio a la rebelión,  previsto y penado en el articulo 240 del Cod de Justicia Militar del que es responsable en concepto de autora la la procesada”

Es decir, participar en un mitin era constitutivo de auxilio a la rebelión: Tras la guerra y su salida de la cárcel, Trinidad se dedicó a su familia. En sus últimos años y ya tras la dictadura, se mostró descontenta con algunos de los aspectos de la transición política, tal y como refleja en una entrevista que sus biznietas le grabaron, donde relata algunos de los episodios de su vida.

En agosto de 2018, los familiares de Trinidad Sanz de la Hoz, visitaron nuestra ciduad y recibieron un diploma simbólico del Foro por la Memoria Guadalajara, entregado por el concejal y miembro del Foro  José Morales en el salón de Plenos de Guadalajara,

El homenaje organizado por la plataforma Femilnista de Guadalajara se celebrará en la placa a las mujeres antifascistas fusiladas de Guadalajara el próximo 1 de marzo de 2020 .

El concejal José Morales entrega un diploma simbólico a los descendientes de Trinidad Sanz Foto: FMGU


foroporlamemoriaguadalajara@gmail.com

IX Marcha memorial batalla de Guadalajara

Sábado, 21 de marzo de 2020 Torija, Brihuega (Guadalajara)
Foro por la Memoria de Guadalajara, (FMGU) , Asociación de Amigos de las Brigadas Internacionales, (AABI)  Agradecimientos: Ayuntamiento de Brihuega, Ayuntamiento de Torija.

Recorrido por lugares de Torija para comparar las fotos historicas con el mismo lugar en la actualidad. Homenaje al brigadista internacional y promotor cultural, Virgilio Fernández.

Foro por la Memoria de Guadalajara / 31 de enero de 2020 / Pedro A. García Bilbao

Joseph Putz (1895-1945)

El coronel Joseph Putz cayó en combate en Alsacia un 28 de enero de 1945. Supe de él siendo un crío gracias a Pons Prades y su gran estudio sobre los españoles en 39-45. Putz era francés, uno nacido en Bruselas (1895).

Veterano de 14-18, condecorado, secretario de ayuntamiento, republicano de izquierda y sindicalista (CGT) evoluciona hacia el PC solicitando el ingreso durante la guerra de España, voluntario con las Brigadas Internacionales, oficial en la XV Brigada, comandante de batallón (el Henry Barbusse), combate en Madrid, Asturias, Lopera, Guadalajara, País Vasco y Teruel.  Herido varias veces es promovido a oficial siendo uno de los más respetados oficiales del EPR de origen interbrigadista. Repatriado a Francia, acaba siendo destinado a Argelia como secretario de ayuntamiento, movilizado en 1939 como capitán en 1940 Vichy le licencia, organiza y protege a los españoles trabajadores forzados del ferrocarril y es procesado por Vichy.  Se une a la Francia Libre, se une a Leclerc y su nueva 2ªDiv. Blindada en Argelia, comandante de Batallón en el RMT (Regimiento de Marcha del Tchad y Fusileros de Marina), combate en Túnez y Bizerta, casi 2000 españoles en la división. Agosto de 1944, Normandía. combates en  la marcha hacia el Sena y París, a sus ordenes el capitán Dronne (a cuya hija conocí este verano) y la 9ª Cia del RMT. Liberación de París. Marcha hacia Alsacia y Lorena. Alzan la tricolor en Estrasburgo como prometieron los franceses y españoles en un lejano puesto italiano en el corazón del sahára, Koufra, años atrás. Asciende a Teniente Coronel,

1945, enero, ofensiva alemana en Colmar, frontera alemana. cerca de Grussenheim va en un jeep de mando junto a otros oficiales cuando una granada de artillería les alcanza y resultan todos muertos. Ascendido a Coronel. El dolor por su pérdida es enorme en la división. Putz era querido y respetado por todos. Era un antimilitarista convencido a la par que un combatiente antifascista. No hay que obedecer ordenes estúpidas, la obligación de un mando es no darlas, decía, y siempre hizo lo posible por no darlas. Siempre estuvo al lado del combatiente y expuesto a sus peligros. Discreto, valiente, inteligente, respetado. Fue un patriota, un republicano de izquierda que se afilia al PC, un soldado, un antifascista, un hombre de familia, una persona solidaria y fraterna en su vida civil, alguien que se la jugó por imperativo de sus principios y su conciencia de hombre bueno y valiente. Dejó esposa y una hija.

Su recuerdo llega hasta nosotros y no debe perderse. España, la España democrática si es que eso existe hoy en día, le debe un reconocimiento como combatiente por la libertad, como oficial del ejército español y como un hermano francés que luchó por su libertad y la nuestra. Si los diputados españoles en Estrasburgo tuvieran sangre roja en las venas irían a Colmar, a Grusemheim y alzarían dos banderas tricolores y la roja de la solidaridad y harían un juramento, establecerían un compromiso de futuro. Putz, el belga, el francés, era nuestro hermano y su bandera la nuestra.

QUIENES ERAN:
MIGUEL MARTíN, UN SEGUNTINO EN AUSCHWITZ

Seguntinoauswitch.jpg

Nacido en Sigüenza (Guadalajara) el 08/03/1890, Miguel Martín falleció en el campo de concentración nazi de Auschwitz el 10.08.1942.

Miguel Martín, de quien ignoramos su segundo apellido, era de profesión zapatero, y sabemos emigró a Francia en la década de 1920 viviendo en un barrio de casas baratas en el distrito 20 de París. En 1927 se nacionalizó francés, afrancesando su nombre a “Michel”. Miguel militaba en el Partido Comunista Francés, concretamente en el “rayon” número 2 de Paris, y tras la ocupación nazi de Francia formó inmediatamente parte de la resistencia francesa, como otros muchos españoles.

La policía francesa del Gobierno de Vichy le detuvo en abril de 1942 y fue entregado a las autoridades alemanas e internado en el campamento alemán de Compiegne Royallieu, desde el cual fue deportado a Auschwitz en el convoy de 6 de julio de 1942, conocido como el “45000”. Este convoy con más de mil deportados, en su mayoría políticos y sindicalistas de izquierdas, fue una represalia de Hitler contra las actividades clandestinas de la resistencia francesa y sobre todo contra los judíos y comunistas.

Miguel Martín llegó a Auschwitz en julio de 1942 y es registrado con el número “45850”. Los presos fueron seleccionados por especialistas de las SS según su profesión para distribuirlos en los trabajos de movimientos de tierras y construcción de bloques de piedra. Muchos de los documentos de los registros fueron destruidos por la SS poco antes de la evacuación del campo por lo que no existe ninguna información sobre el trabajo al que fue destinado nuestro paisano. En los campos de concentración nazis un hombre de 52 años era considerado demasiado viejo y por lo tanto “un material” del que se podría extraer poco beneficio. Miguel Martín murió el 10 de agosto de 1942 según los registros de defunción del campo de Auschwitz. El mismo día otros 20 camaradas fueron declarados fallecidos y según testimonios de los supervivientes todos ellos fueron gaseados después de ser seleccionados como “no aptos para el trabajo”.
Nuestro homenaje a todos los héroes de la resistencia que como Miguel acabaron en los campos nazis

MOCIÓN EN SIGÜENZA:
El 31 de enero de 2018, fue aprobada, por todos los grupos políticos presentes en el Ayuntamiento de Sigüenza, una moción presentada en el pleno municipal por el concejal de Izquierda Unida Domingo Bartolomé, a instancias de dos asociaciones: Foro por la Memoria de Guadalajara y Amical de Mauthausen y otros campos, Dicha moción hacía referencia al reconocimiento del consistorio a las víctimas del nazismo y en particular a los seguntinos muertos y deportados en los campos de concentración nazis durante la Segunda Guerra Mundial: Vicente Lafuente Barbarroja (Sigüenza), Miguel Martín (Sigüenza), Marcos Caballo Blanco (El Atance), Julián Durante Marina (Los Heros), Patricio Jodra Durante (La Cabrera), Eugenio Santuy Martínez (Horna), Juan Estrada Viña (Moratilla de Henares), Francisco Ranz Santamaría (Riosalido), Justo Bartolomé Mínguez (Ures), Justo García Fernández (Horna) y Fidel Ramos Caballo (Carabias).
Desde el Foro por la Memoria pedimos, a dos años de su aprobación. El cumplimiento de la misma.
Foro por la Memoria

foroporlamemoriaguadalajara@gmail.com

Lista de guadalajareños deportados a los campos nazis:

https://memoriaguadalajara.es/deportados-a-los-campos-nazis-guadalajara-y-provincia-gusen-y-mauthausen/

05/01/2020, FMGU.- Homenaje hoy en Mirabueno-Algora en el lugar donde murió heroicamente el antifascista italiano Guido Picelli, el 5 de enero de 1937, luchando por la libertad de todos. FMGU

Placa dedicada al brigadista italiano Guido Picelli, en el lugar donde murió heroicamente y que hoy ha sido repuesta por el Foro por la Memoria FMGU

Vista aérea del lugar del homenaje, en el monte de Mirabueno-Algora. FMGU

FMGU.- 28/12/2109 Vayan estas líneas escritas en las fechas del 27 y 28 de diciembre en las que fueron asesinados dos familias de hermanos españoles e italianos, los Castel y los Cervi.

Siempre se mantuvo el recuerdo de siete campesinos italianos, los siete hermanos Cervi, que fueron asesinados por los fascistas el 28 de diciembre de 1943 en Reggio Emilia… Sus nombres: Gelindo, Antenore, Aldo, Ferdinando,  Agostino, Ovidio y Ettore, naturales de Campegine e Hijos de Genoveffa Cocconi y Alcide Cervi. Murieron fusilados por pertenecer a la resistencia antifascista. En estos los días del aniversario de su asesinato son recordados en Italia y son objeto de homenaje institucional. Toda Italia conoce la historia de los hermanos Cervi. Hubo un hermoso film, con una hermosa canción, hay un museo, el recuerdo está vivo, hay obras de teatro, institutos que llevan su nombre, pero sobre todo los Cervi son considerados un ejemplo de vida y de sacrificio por la Italia democrática. Cualquier comparación con España lo que provoca es la mayor de la desesperanzas.

En España, en cambio, la historia y suerte de los hermanos Castel -Mauricio, Francisco y Toribio Castel Roldán- es prácticamente desconocida. O no tanto. El registro civil recogió su muerte, la consignó como fruto del Movimiento Nacional, se conocen los nombres de los guardias civiles facciosos que junto a los requetés les mataron y en sus localidades natales nunca se olvidó el crimen; un crimen que es considerado legal. Los cuerpos no han aparecido, si bien tenemos localizada la zona aproximada de los enterramientos. La ausencia del cuerpo fue parte de la pena, dictada y ejecutada por la misma mano con el amparo del Bando de Guerra de Mola y bajo la autoridad de la Junta de Burgos. Ni los hermanos Castel ni los otros asesinados en la Olmeda de Jadraque o en Imón, son consideradas víctimas de crímenes, se les aplicó el Bando de Guerra que es el origen del actual Estado Español. Es la diferencia que va desde la Italia liberada a la España de la Transición.

Conocíamos la historia de los Castel Roldán vagamente, sabíamos de la muerte de unos hermanos músicos, de la terrible suerte de aquella familia, liquidada por guardias civiles facciosos y requetés. Los detalles se habían desvanecido, los detalles, los nombres, los hechos concretos estaban borrosos más allá del resumen terrible de la muerte de unos hermanos. Había varias fuentes más o menos indirectas, una de ellas el periodista de Guadalajara Monje Ciruelo citaba con gran imprecisión aquellas muertes, hasta el punto de que sin dudar de los hechos, no les incluimos en la relación de victimas de la represión, pues con la metodología estricta que seguíamos solo estábamos incluyendo víctimas identificadas.

Recuerdo cuando aquello cambió. Habíamos ido a un acto hace unos diez años, poco después de presentar nuestra investigación sobre la represión en Guadalajara. Nos acompañaba Susana Castel a quien habíamos conocido cuando la presentación; pasábamos en coche por delante del Teatro Buero Vallejo y ella nos lo dijo: esos muchachos de los que habéis hablado son de mi familia; estaba emocionada y lo estuvimos nosotros también. Y fue entonces cuando empezamos la búsqueda en su nombre.

Han pasado algo más de diez años. Los Castel y los Cervi, todos hermanos. Italianos y españoles antifascistas hemos vuelto a marchar juntos en Torija, en Mirabueno, en Parma. Con dolor vemos que el dictado de olvido sigue, de diversas formas, cierto, pero sigue. No seremos nosotros los que faltemos a nuestro deber.

Del film, La pianura dei Sette Fratelli – Appunti Partigiani (2005)

QUIENES ERAN: LOS HERMANOS CASTEL. LA OLMEDA DE JADRAQUE.

FMGU.- 28/12/2109.- Se cumplen 83 años del asesinato de los hermanos Castel Roldán, jornaleros en las salinas de Imón y la Olmeda de Jadraque (Guadalajara), que ocasionalmente ejercían el oficio de músicos y reparaban zapatos en los pueblos que recorrían. Su familia era originaria de Atienza, en donde uno de sus parientes, Juan Castel “tío mona”, ejercía de músico de la famosa “Caballada”. Sin embargo, la familia de los Castel Roldán vivía en la Olmeda de Jadraque, donde, cuando tenían ocasión, se alquilaban como jornaleros en las salinas. Los hermanos Mauricio, Francisco y Toribio Castel Roldán participaron en las movilizaciones obreras de primavera de 1936, lo que era suficiente motivo para formar parte de la lista negra de los franquistas. El joven Lino Castel, de 16 años, por su parte, era aprendiz de herrero y vivía en Sigüenza.

Los hermanos Castel, músicos y zapateros.
 
Mauricio, Francisco y Toribio, los tres hijos mayores. aprendieron música de su padre, y formaron una ronda de cuerda (guitarra, laúd y bandurria) con la que iban a tocar por los pueblos de la zona. Como todos los campesinos de la zona, no poseían tierras ni propiedades y como otros músicos vivían de trabajos eventuales. Conocían el oficio de zapateros y colchoneros y se alquilaban como peones en el campo y en las salinas. Su actuación como músicos les hizo relativamente famosos. incluso aparecieron tocando en un número de la revista “Estampa” de junio de 1928. Con ellos tocaba también a veces un músico de Palazuelos, Hermenegildo Garbajosa (Ver imagen adjunta).

Los Castel tocando en Palazuelos en junio de 1928. Colección FMGU

Entre su repertorio conocemos incluso una melodía, un “pasacalles” festivo, que fue perpetuado por otros músicos locales, como la ronda de Sienes, de quien fue recogido en 1996 por Xulio García Bilbao y Juan José Molina. Gracias a nuestro amigo el gran músico Rafael Martín, quien nos ha grabado especialmente una versión de este hermoso pasacalles, podemos escucharlo. En Sienes fue renombrado “Pasacalles del Corpus” y gracias a la difusión de la Escuela de Folclore, actualmente es tocado por muchos músicos de toda Castilla. (escuchar a continuación).

Pasacalles tocado por los hermanos Castel. Grabado por Rafael Martín. para el FMGU

La situación laboral en las salinas de la Olmeda.

La terrible situación social y laboral en que se encontraban los campesinos de la zona de Sigüenza y sobretodo los trabajadores de las salinas de Imón y la Olmeda, al paso del río Salado, hizo que se organizaran creando el sindicato UGT en su zona. En Imón y La Olmeda, los trabajadores de las salinas eran tratados en condiciones de semi esclavitud, con jornadas de 10 y 12 horas removiendo sal, para ganar un jornal de 3,50 ptas en 1936. Cada trabajador además, estaba obligado a sacar al menos dos quintales métricos de sal mínimo para poder cobrar. Tenía que ser terrible ver esos cuerpos semidesnudos cuyas heridas no cicatrizaban por acción de la sal. El sueldo medio de un albañil, por ejemplo, era de unas 7 ptas diarias.

Nota: Sobre los sucesos en la Olmeda de Jadraque, ver articulo en el semanario “Abril : portavoz de las izquierdas”: Año II Número 56 – 1936 junio 13 Pág. 4

Salinas de la Olmeda de Jadraque. Foto: FMG
Salinas de la Olmeda de Jadraque Foto: FMGU


En junio de 1936, el pueblo de la Olmeda sufrió además una terrible tormenta de pedrisco, y los pequeños huertos y cultivos que algunos de estos trabajadores usaban como un complemento a su mermada economía, se perdieron casi totalmente. Lo que vino fue miseria y hambre. Los empleados de la salina acudieron entonces al patrón, Anselmo Bernal, quien en lugar de compadecerse de su terrible desgracia, se aprovechó de la situación obligándoles a una rebaja mayor de su sueldo. La recién creada sección local de UGT organizó entonces una protesta pidiendo justas mejoras laborales. La misma fue disuelta a tiros por los guardias civiles con el resultado de varios heridos, entre ellos una mujer, y numerosos detenidos. La organización de los trabajadores para reclamar derechos era algo inaceptable para los señoritos reaccionarios de la zona. Las protestas fueron aplastadas por la Guardia Civil por la simple petición de un salario justo y domingos libres.

Puñado de sal de las salinas de La Olmeda de Jadraque. Foto: FMGU

Comienzo de la guerra en Sigüenza.

En Sigüenza el presidente y fundador de la Casa del Pueblo de UGT, fundador de la Agrupación Socialista en Sigüenza, Francisco Gonzalo de Francisco, de profesión cartero rural, recibió serias amenazas por los esbirros de los señoritos locales tras denunciar estos hechos en el semanario “Abril” de Guadalajara, de carácter de izquierdas. A la semana siguiente, el maestro José Fitor mandó una carta solidarizándose con Gonzalo, y exponiendo que él mismo estaba siendo amenazado por los caciques locales y sus esbirros en el pueblo de la Olmeda. El 13 de julio, Francisco Gonzalo  fue asesinado a tiros por un grupo de falangistas locales. En Sigüenza puede decirse que la guerra empezó ese día. El maestro José Fitor por su parte, sería asesinado en septiembre de 1936.

Inicio de la represión.

Tras la ocupación de los pueblos situados al norte de Sigüenza por las tropas sublevadas de Mola, tuvo lugar una labor de “limpieza” de todos aquellos que eran identificados con los defensores de la República, simpatizantes del Frente Popular, sindicalistas, o simples demócratas. Esto ocurrió de un modo sistemático por las tropas sublevadas según se iban ocupando los pueblos e incluso siguió durante meses después de la ocupación militar. 

Justina Álvaro nos cuenta la detención ilegal y asesinato de su hermano en Bujalcayado

Los familiares de los huídos a la zona leal fueron perseguidos, encarcelados y sometidos a una estrecha vigilancia. Sólo en 1938, es decir, dos años después de la ocupación militar de la zona, en el sector de Sigüenza, fueron detenidas  otras 78 personas por orden del SIPM, (Servicio de Información y Policía Militar) que fue la agencia de inteligencia que existió en la zona sublevada durante la Guerra. (Datos del Foro por la Memoria).

Muchos vecinos se quedaron en los pueblos a pesar de la evacuación de la zona, y de tener conocimiento del avance de las tropas golpistas de Mola hacia Sigüenza, que iban acompañadas de una terrible maquinaria de “limpieza” de la retaguardia. Muchas personas incluso habían vuelto a sus casas pues no tenían conciencia de haber hecho nada malo; Pero tener familiares en la zona leal era motivo para ser perseguidos.

Respecto al pueblo de Imón, el Foro por la Memoria de Guadalajara dispone de la identidad de al menos 15 vecinos “paseados” por las tropas sublevadas, y localizadas varias de las fosas clandestinas, donde supuestamente se hayan enterrados, la mayoría de ellos asesinados en otoño de 1936  Pondremos esos datos y localizaciones a disposición de la fiscalía si desea investigar estos crímenes de lesa humanidad. Los sacerdotes y otras personas asesinadas en la retaguardia republicana, fueron en su mayor parte exhumados en la posguerra al amparo de un decreto de mayo de 1940 que obligaba al nuevo estado franquista a su exhumación. Las familias de estas víctimas recibieron si lo solicitaron, ayudas, pensiones y reconocimiento. Fueron victimas de crímenes que la propia República condenó y nunca ordenó. Pero aquellos que fueron asesinados por las tropas y voluntarios fascistas, no sólo no sabemos todavía cuantos son, sino que incluso sus crímenes son todavía considerados legales e impunes.

La represión en Sigüenza, como en el resto de España, se recrudeció tras el final de la contienda, y decenas de vecinos de la comarca de Sigüenza fueron fusilados en Guadalajara, y cientos encarcelados, estos ya mediante un proceso de apariencia judicial. 

Los Castel, asesinados. Los hechos.

Los padres de la familia Castel, Francisco Castel Zamora y su esposa Salvadora Roldán Madrigal, padres de ocho hijos, vivían en la Olmeda con las hijas (Paz, Demetria, Matilde) y el hijo pequeños (Santiago) a comienzos de 1936. El hijo mediano, Lino Castel estaba empezando a trabajar como aprendiz de herrero en Sigüenza. Desconocemos la situación familiar durante el asedio de Sigüenza, pero sí que vivían en la ciudad desde 1938.
Los hermanos mayores, Toribio Mauricio y Francisco, habían escapado de su pueblo al producirse la llegada de las tropas franquístas pero más tarde volvieron. No tenemos referencia de que lograran pasar a la zona republicana. La siguiente referencia es que fueron detenidos en diciembre de 1936 por un grupo de requetés guiados por dos conocidos guardias civiles del puesto de Imón (Guadalajara). concretamente el cabo C.N.H y el guardia A.M.B. Estos guardias fueron, según diversos testimonios , presuntamente los principales ejecutores de la represión contra los defensores de la legalidad republicana en los pueblos al norte de Sigüenza.

El cabo C.N.H era natural de Fuentelencina, y el guardia civil 2º A.M.B, era natural de Atienza. Por tanto, ambos eran buenos conocedores de la provincia. Ambos estaban destinados en el puesto de Imón y habían participado activamente al servicio de los propietarios en la represión contra los salineros. Pocos días antes de la sublevación de 1936, el 14 de julio, todos los guardias civiles de la provincia habían sido concentrados primero en Sigüenza y luego en Guadalajara por orden del gobernador civil republicano, Miguel Benavides. El día 20 de agosto sabemos por los expedientes de estos dos guardias, que ambos huyen a zona sublevada. Al reincorporarse a la zona de Sigüenza, colaboran activamente en la represión.

Los hermanos asesinados:

Lino Castel Roldán, nacido el 23/09/1920 en la Olmeda de Jadraque, Vivía con su hermana Matilde, casada con un herrero, donde Lino era aprendiz en el taller de su cuñado en la Travesaña Baja de Sigüenza. El 27/12/1936, el joven Castel se dirigía a entregar un encargo de una cerradura a casa de un sacerdote y al llegar al cruce de la calle Villegas con la plaza de la Catedral, fue reconocido por el cabo C.N.H. del puesto de Imón, quien le preguntó si era hermano de los Castel. Inmediatamente fue detenido y asesinado en un paraje de los que rodean Sigüenza. Era el 27/12/1936 y Lino tenía 16 años. Anotada como causa de la muerte; “a consecuencia de la guerra de liberación marxista, según resulta del Expediente del juzgado de instrucción.” (Inscrito con el numero 73). Su prima Carmen Loranca, que fue testigo de la detención, le quiso llevar unas mantas a la cárcel y el encargado de la puerta le dijo que “ya no le hacen falta”. Lino fue el primero de los hermanos asesinados. Lino no había participado en ninguna huelga ni era jornalero como sus hermanos, y fue asesinado por la Guardia Civil el dia anterior a sus hermanos, lo que demuestra que era un acto planificado.

Mauricio Castel (en segunda fila, en el centro) con sus compañeros de armas en la guerra de África. Archivo familiar /FMGU

Toribio Castel (en segunda fila, en el centro con un papel en la mano) con sus compañeros de armas en la guerra de África. Archivo familiar /FMGU

Mauricio Castel FMGU
Mauricio Castel FMGU

Mauricio Castel Roldán, nacido en Atienza, vecino de la Olmeda de Jadraque, soltero, fue asesinado a los 28 años en Guijosa el 28/12/1936. Según el acta de defunción del registro civil de la Olmeda de Jadraque. falleció “a consecuencia de la guerra de liberación marxista” (Inscrito numero 71). De profesión jornalero  en las salinas de Imón. Hombre alto y fuerte, Mauricio había hecho el servicio militar en Castellón. (ver foto)

Francisco Castel Roldán, nacido y vecino en la Olmeda de Jadraque, asesinado en Guijosa, el 28/12/1936 a los 21 años. “a consecuencia de la guerra de liberación marxista”, según consta en acta de defunción del registro civil de la Olmeda de Jadraque. (numero 72) Jornalero, músico, ex trabajador de las salinas de Imón. Ayudaba en el taller de reparación de calzado que tenía su familia, Soltero. Estos dos hermanos, Mauricio y Francisco, estaban aseándose en la puerta de su casa en la calle Real de la Olmeda, cuando fueron detenidos por los requetés y los guardias y trasladados al pueblo de Guijosa donde fueron asesinados. No supieron que su hermano Lino les había precedido en Sigüenza.

Toribio Castel Roldán, nacido y vecino de la Olmeda de Jadraque, de 31 años y soltero, fue asesinado en Paredes de Sigüenza el 29/12/1936. “a consecuencia de la guerra de liberación marxista” según consta en acta de defunción del registro civil de la Olmeda de Jadraque. (Inscrito número 74) Jornalero, ex trabajador de Imón y músico. Mauricio fue soldado en la guerra de África. (Ver foto). El día que Toribio estaba trabajando en el lugar llamado “La Fuentecilla”, una pequeña huerta de La Olmeda donde plantaban patatas. Estando allí, un amigo le avisó de que se habían llevado a sus hermanos, Toribio huyó en su bicicleta por el camino de Riofrío. Capturado al dia siguiente fue asesinado en Paredes de Sigüenza. Días después la familia recibió la noticia y alguien les dijo donde estaba la bicicleta que recogió Santiago, el hijo pequeño (13 años).

Tras el asesinato de los hermanos mayores, los requetés registraron la casa familiar en Sigüenza buscando al único hijo varón que quedaba, el pequeño Santiago Castel Roldán, que se escondió durante tres días y debido a ello salvó la vida. Posteriormente se enteró de que habían matado a sus cuatro hermanos. Vivió en Sigüenza y Leganés y sin duda, con un dolor y miedo inmensos.

Francisco Castel FMGU
Francisco Castel FMGU

Tras la desaparición de sus hijos, el padre, Francisco Castel Zamora, acudió desde la Olmeda al cuartelillo de Sigüenza a pedir explicaciones y recibió una terrible paliza que le dejó la cara hinchada y molido a golpes. No se pudo levantar en una semana de la cama.

Tras la guerra registró el fallecimiento de sus hijos en el juzgado de paz municipal de la Olmeda, el 14 de agosto de 1943. Ambos padres, Francisco y Salvadora siempre vivieron traumatizados por el terrible asesinato de sus hijos.

La familia mantuvo la esperanza de que estuvieran vivos y quizás de que alguno de ellos pudo escapar. Incluso se fantaseaba de que pudieran estar en Francia. Incluso al llegar la democracia, pensaban que a lo mejor podían volver, aunque tenían el certificado de defunción y tenían una localización precisa del lugar de enterramiento de al menos tres de ellos por gente que asistió a su enterramiento.

El periodista Luis Monje Ciruelo, natural de Palazuelos, en su libro, “Memorias de un niño de la guerra“, hace referencia a la muerte de los hermanos Castel, sin conocer su nombre, y comete el error de decir que matan al zapatero y sus dos hijos, y en realidad son CUATRO hijos del zapatero, y el padre no es asesinado.

[…]”Otra lamentable actuación, con el resultado de tres hombres muertos, se produjo en un pueblo cercano a Palazuelos, con la llegada de las tropas nacionales. El rumor corrió en voz baja pero, por desgracia, no tardé en confirmarse con hallazgo de los cadáveres. Eran el zapatero de Olmeda de Jadraque y sus dos hijos. Los tres formaban un trío de músicos con guitarra, laúd y bandurria para las fiestas de los pueblos comarcanos. Tal vez esta forma de ganarse la vida, sumando ingresos al oficio familiar, despertaría las envídias de alguien, que no dudaría  en denunciar su probable ideología izquierdista, entonces motivo suficiente para ese trágico final.” […] Luis Monje Ciruelo. “Memorias de un niño de la guerra“.  Ediciones AACHE 2005 pp 40-41

Hace algunos meses, coincidiendo con una actuación de los hermanos Cubero, músicos guadalajareños famosos por haber actualizado el folclore provincial, miembros del Foro por la Memoria Guadalajara les contamos la historia de los hermanos Castel y quisieron amablemente acudir a la hermosa puerta medieval de la villa de Palazuelos, donde reprodujeron la famosa foto de los hermanos Castel tocando allí en 1928. Sirva este sencillo acto, así como la grabación del pasacalles que ellos tocaban realizada por Rafael Martín, como homenaje a su memoria.

Los Hermanos Cubero en homenaje a los Castel en Palazuelos.

Los Hermanos Cubero en homenaje a los Castel en Palazuelos. FMGU

Texto e investigación: Xulio García Bilbao (FMGU)
Foto de los hermanos Cubero: Óscar de Marcos, (FMGU)
Copyright. textos: fotos: Foro por la Memoria Guadalajara
Informantes: Susana Castel, Paco Loranca, sobrinos de los asesinados.

Pasacalles recogido a Alfonso Cuadrón y la ronda de Sienes por Xulio García Bilbao y Juan José Molina Robledo (2-11-1996),
Grabación mp3 2019: Rafael Martín. Laúd, bandurria, guitarra.

Agradecimientos: Paco Loranca, Susana Castel, Hermanos Cubero, Rafael Martin, Raúl Lorca. Alfonso Cuadrón.

© Foro por la Memoria de Guadalajara

foroporlamemoriaguadalajara@gmail.com

QUIENES ERAN: Santiago Franco y Jesús Franco de Trillo.

FMGU, 01/12/2019.-

Santiago Franco Morales, de 52 años (1940), natural de Trillo, casado, jornalero, militante de UGT y del PCE, fue juez municipal, fusilado en el cementerio municipal el 14/09/1940 juzgado en Guadalajara en la causa 629/39 el 16-3-1940. En esta sentencia está junto a varios de Trillo encabezados por Cirilo Sancho Bachiller. de este ultimo solo se dice que fue concejal del PCE y miembro de la organizacion Socorro Rojo Internacional (SRI) , que entre otras cosas ayudaba a los refugiados y huerfanos.

Jesús Franco Sacristán, de 21 años (1940) natural de Trillo, soltero, labrador, sin militancia conocida. fusilado en el cementerio municipal de Guadalajara el 04/09/1940 juzgado en Guadalajara, juzgado en Consejo de Guerra el 09/05/1940

El numero total de republicanos asesinados en Guadalajara con sentencia es de 822 y 12 de ellos son naturales de Trillo. 


Siguiendo la reivindicación individual que algunos familiares de republicanos victimas de la represión franquista están realizando en el cementerio de Guadalajara, la familia de estos dos antifranquistas ha colocado una placa con sus nombres en el lugar donde fueron asesinados, según indica la documentación existente, en la antigua fosa común del patio 4º del cementerio, Fosa que fue paulatinamente vaciada a lo largo de los años, y sobre la que ha habido una larga reivindicación para que sea instalado un monumento memorial con los nombres de todas las victimas.
Margarita Franco, familiar de los homenajeados invitó amablemente a asistir a la colocación de la placa a estos dos luchadores al Foro por la Memoria de Guadalajara. Margarita dejó muy clara en la petición al ayuntamiento el que no renuncia a la placa colectiva institucional que fue aprobada en pleno en junio de 2017 y que esperamos sea colocada en esta legislatura, Tras colocar la placa, el Foro por la Memoria estregó un nuevo diploma con la propuesta de la Medalla de la Libertad a los familiares, Hasta el momento se han entregado 66 diplomas, Tras la visita a los lugares de memoria del cementerio, los familiares visitaron la ciudad de Guadalajara y concretamente la Prisión Central de la calle Amparo,

foroporlamemoriaguadalajara@gmail.com

Plano del convento de San Bernardo (Bernardas) utilizado como Campo de Concentración en 1939
Plano del convento de San Bernardo (Bernardas) utilizado como Campo de Concentración en 1939 FUENTE: ARCHIVO MUNICIPAL DE GUADALAJARA

Carmen Bachiller.- PP, Ciudadanos y Vox han votado este viernes en contra de instalar una placa junto a algún tipo de expresión artística en la Escuela de Arte ‘Elena de la Cruz’ de Guadalajara que recuerde la memoria de quienes pasaron por uno de los lugares que sirvieron de campo de concentración durante la etapa franquista en esta ciudad. 

Estos tres grupos municipales en el Ayuntamiento, en el que Ciudadanos gobierna en coalición con el PSOE, se han unido para rechazar la moción de Unidas Podemos que, en cambio, sí han apoyado tanto socialistas como el Grupo Municipal AIKE.

“Nos ha sorprendido el voto en contra de Ciudadanos, al menos esperábamos una abstención”, ha explicado el concejal de Unidas Podemos, José Ángel Morales.

Escuela de Arte 'Elena de la Cruz' de Guadalajara, en el lugar que ocupase un campo de concentración del franquismo

Escuela de Arte ‘Elena de la Cruz’ de Guadalajara, en el lugar que ocupase un campo de concentración del franquismo FOTO: JUNTA DE CASTILLA-LA MANCHA

Pese al ‘portazo’ en lo municipal, el concejal cree que todavía queda la vía del Gobierno castellanomanchego por explorar. Y es que hace un mes, el Foro por la Memoria de Guadalajara mantuvo una reunión con el delegado provincial de la Junta en esta provincia, Eusebio Robles, en la que se solicitó la instalación de la placa memorialista en este edificio cuya titularidad corresponde a la Consejería de Educación, Cultura y Deportes, de la que el colectivo se llevó buenas sensaciones. 

Así lo confirma el portavoz del Foro, Xulio García, quien ha lamentado el rechazo municipal a la iniciativa. “Por desgracia, las tres derechas, con matices, se unen en cuestiones que consideran fundamentales y en el mejor de los casos vemos una equidistancia que no debería producirse en una cuestión que es de justicia”.

En su opinión, la moción municipal “se ha aprovechado para insultar a las víctimas de la Dictadura  con un ataque directo de Vox y, en el mejor de los casos, quedarse en la equidistancia”. Algo que, señala, “es triste porque en la Europa de nuestro entorno hubiera sido apoyado por cualquier partido democrático y estoy hablando de la derecha democrática”.

En definitiva, subraya, “es un comportamiento antagónico con los valores democráticos” que, en el caso de Ciudadanos, resulta incluso contradictorio con el papel que jugó este grupo municipal en la anterior legislatura.

Hay que recordar que el anterior portavoz municipal de Ciudadanos, Alejandro Ruiz (hoy diputado regional) decía en diciembre de 2017 que “es tiempo de normalizar el pasado y cerrar las heridas de muchas familias de víctimas que murieron por defender sus ideas democráticas hace cuatro días”. Este viernes, sus compañeros de partido utilizaron argumentos radicalmente contrarios respecto a las víctimas de la Dictadura franquista.

“Vox ha aprovechado para difamar a Timoteo Mendieta”

Xulio García ha lamentado en particular que Vox haya utilizado el Pleno municipal “para difamar a Timoteo Mendieta”, el sindicalista de la UGT natural de Sacedón (Guadalajara) que fue fusilado por los franquistas y cuyo caso saltó a la palestra internacional al convertirse la búsqueda de sus restos en una fosa común en el primer caso de exhumación bajo tutela judicial internacional. 

En este sentido, abundaba Xulio García, lamentaba que el portavoz de Vox, Antonio de Miguel, “haya utilizado un artículo difamante que usa como única fuente las mismas que usaron los franquistas: las sentencias, si se pueden llamar así a esas aberraciones jurídicas, llenas de mentiras. Eso es lo grave. Hacen suyo el discurso franquista. Palabra por palabra”. 

El portavoz del Foro por la Memoria de Guadalajara reconoce que, aunque había diferencias entre las víctimas del franquismo, “lo que les une es que fueron perseguidos y asesinados para imponer una serie de objetivos políticos. Comprar el discurso franquista supone comprar también esos objetivos”, en alusión a la postura hoy de Vox, Ciudadanos y PP.

Los campos de concentración de Guadalajara llegaron a albergar a 7.000 personas

En abril de 1939, aunque algunos de los campos se abrieron antes durante la propia Guerra Civil, en la capital de esta provincia se habilitaron múltiples espacios o edificios para albergar prisioneros de guerra.

Según los datos del Foro por la Memoria de Guadalajara, este fue el caso de la plaza de toros, las prisiones, el que hoy se conoce como Colegio ‘Las Francesas’ o el Convento del Carmen.

“Pero además, hubo dos espacios que se habilitaron como campos de concentración, cuyos documentos y los listados pueden encontrarse en el Archivo Militar de Ávila”. Según Xulio García el campo de concentración ‘Guadalajara 1’ era un complejo que reunía varios campos. El  más importante de ellos se ubicaría en el que hoy se conoce como barrio residencial ‘Los Manantiales’ con más de 3.000 prisioneros. 

Después, el campo ‘Guadalajara 2’ se habilitó en las instalaciones de la antigua fábrica de automóviles y material de guerra, la conocida como ‘Hispano Suiza’ y en el Convento de San Bernardo (Las Bernardas) que desapareció en 1940, según el relata el cronista provincial, Antonio Herrera Casado. Se ubicaba casi en el mismo lugar que hoy ocupa la Escuela de Arte ‘Elena de la Cruz’. “Era uno de los espacios auxiliares que se utilizaron”, señala Xulio García.

Documento del Campo Guadalajara 2 con sede en La Hispano Suiza
Documento del Campo Guadalajara 2 con sede en La Hispano Suiza FUENTE: ARCHIVO MILITAR DE ÁVILA

Entre todos los campos de concentración, llegaron a albergar hasta 7.000 prisioneros que esperaban a ser “clasificados”. Xulio García explica que muchos acabaron en prisiones, en batallones de trabajos forzosos y en el peor de los casos fueron víctimas de las ‘sacas’ habituales de los campos de concentración para ser fusilados. 

https://www.eldiario.es/clm/PP-Ciudadanos-Vox-prisioneros-Guadalajara_0_968703801.html

Entrevista en el informativo ede TVE sobre los campos de concentración de Guadalajara (Minuto 22.50 )
http://www.rtve.es/m/alacarta/videos/noticias-de-castilla-la-mancha/noticias-castilla-mancha-26-12-19/5473061/